Los puños de oro de Ingrid Valencia

DISEÑO LOGOLa boxeadora nacida en Morales, Cauca, consiguió este año hacerse por primera vez campeona suramericana y centroamericana y del Caribe, y ahora busca un cupo a los Juegos Olímpicos de Río 2016. Ingrid hace parte de los deportistas de oro del Cauca, reconocimiento de El Nuevo Liberal a lo mejor del deporte en el 2014.

Por Juan Camilo Palomar

Deportes@elpueblo.com.co

En su categoría de 51kg ha conquistado este año el título de las justas suramericanas y centroamericanas /Foto: EFE.
En su categoría de 51kg ha conquistado este año el título de las justas suramericanas y centroamericanas /Foto: EFE.

Aunque representa los colores del Tolima desde hace dos años, Ingrit Lorena Valencia no olvida sus orígenes y aprovecha cada victoria para dedicarla también a Morales, el pequeño pueblo del norte del Cauca donde nació y vivió sus primeros años de vida.

Con la partida de su madre a Cali, en el Valle, Ingrit se fue junto a sus siete hermanos y su madre a vivir a esa ciudad en el barrio Decepaz, uno de los más populares de la capital del Valle, y allí en medio de un contexto social de condiciones difíciles para los jóvenes, Ingrit se dedicó a estudiar y pronto comenzó a entrenar boxeo más por practicar un deporte y ocupar su tiempo libre que por un gusto especial a esta disciplina.

Ocurrió cuando tenía 14 años que se inició en el deporte, pero su habilidad y sus características como pugilista pronto llamaron la atención en la Liga Vallecaucana de Boxeo y allí Jorge Aguirre, entrenador también del conocido Momo Romero, comenzó a orientarla por el camino a recorrer en el deporte de las narices chatas, como es conocido el boxeo.

Su progresión fue notable. Comenzó a competir en torneos nacionales y fue campeona nacional en dos oportunidades. Luego, en los Juegos Panamericanos de 2011, se adjudicó la medalla de plata que la dio a conocer internacionalmente.

Su talento la hizo llegar rápido pero con esfuerzo al favoritismo nacional. La Zarca, como es conocida por sus amigos más cercanos debido al color claro de sus ojos que combina con su cabello entre dorado y chocolate, así como su piel morena, debió tomar la decisión de dejar de representar al Valle para hacerlo por el Tolima, dado que esta Liga le ofreció una buena remuneración por su trabajo. Aunque quería al Valle tanto como al Cauca por ser allí donde surgió, debió aceptar ante sus necesidades económicas, ya que ahora sólo se dedicaba al deporte y a su hijo, que tuvo en Cali en medio de su carrera deportiva.

Vistiendo los colores vinotinto y oro lleva ya dos años. Llegó por recomendación del profesor Raúl Ortiz, su entrenador, y desde entonces ha sido campeona nacional en una ocasión, medalla de plata en Juegos Bolivarianos, medallista de oro en Juegos Suramericanos 2014 y hace apenas dos semanas medallista de oro en Juegos Centroamericanos y del Caribe en Veracruz, México.

A sus 26 años, cuando cree estar en su mejor momento deportivo y así lo demuestra con sus triunfos internacionales, sueña con lograr en el 2015 la clasificación a los Juegos Olímpicos de Río 2016. Para eso entrena diariamente con una dureza extrema, tanto en Ibagué como en sus ciclos de entrenamiento fuera del país en lugares como Cuba o República Dominicana.