Patojiando septiembre 3

 El sonajero para la alcaldía de Popayán

En el marco de la celebración de los 20 años del Congreso Gastronómico de Popayán, uno de los más importantes de Latinoamérica, entre bebidas tradicionales y cocina popular, del recinto ferial en la plaza de Caldas, escuchamos ya los nombres de quienes aspiran a gobernar a esta ciudad y solucionar acaso temas hasta ahora imposibles: seguridad ciudadana y tráfico de los demonios.

Entre los nombres que se comienzan a masticar y vinculados a la actual administración están Elvia Roció Cuenca, Jesús Calvo, Oscar Ospina, que tendrían que renunciar en octubre próximo para no inhabilitarse.

Por el Centro Democrático, el que está batiendo y moliendo es Mario Bustamante que parece lo intentará de nuevo (eso dicen en los comedores de su colectividad).

Por las toldas del partido conservador hay silencio sospechoso en sus cocinas…

Mientras que El Pacto Histórico, con la canasta de los huevos llenos y todo el asador de tener gobierno nacional, buscan un candidato del talante y el carisma del excandidato Jorge Bastidas (que no podrá ser candidato porque ostenta el cargo de congresista y ya come a manteles de la burocracia nacional).

Los candidatos a gobernador

En el Cauca hay muchos grupos alrededor del mesón del Pacto Histórico. Y cada uno de ellos tiene su líder. Y cada líder intenta como puede aromatizar, adobar y ahumar en el fogón el nombre del próximo candidato a la gobernación.

Es por eso, que el río todavía esta revuelto y no hay nada claro. Y si no se ponen de acuerdo pronto peligran quedarse sin la piel y sin el ternero y se quedan comiendo morcilla sin papa.

La vicepresidenta Francia Márquez ha expresado públicamente que le gustaría a una mujer de candidata tomando té de coca en el salón de los espejos. El Consejero Presidencial para las regiones, Luis Fernando Velasco, quiere a uno de comitiva. El gobernador Elías puja por uno de sus pupilos (¿será afro-descendiente?) para dejarlo con la bajilla bien puesta.

Un sector indígena calienta la hornilla con Walter Aldana, mientras que otro grupo de los indígenas respaldará –una vez más‒ a Gilberto Coronado que repite más aspiraciones que niño cholados en el parque.

Por el parque de Caldas, entre sopas de Guapi y birinbí patiano se dice que Jimena Velasco, actual secretaria de planeación del municipio de Popayán, viene pensando su candidatura.

Y en los mentideros de tintico orgánico y pandebono caliente comentan que el exsenador y exgobernador Temístocles Ortega está moviéndose tras la tramoya del comedor para poner candidato propio.

Candidato por firmas

De otro lado, el ex alcalde de Timbío,  quien fuera asesor de la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres (UNGRD), buen gourmet y degustador de carantanta con maní se prepara para recoger firmas que lo avalen como el candidato del pueblo para la gobernación.

A consultas los petristas en el Cauca

Lo cierto es que desde Bogotá se viene orientando a los petristas que la escogencia de candidatos (locales y departamentales) de cara a las próximas elecciones, se haga a través de consultas internas.

Se busca no usar la dedo-cracia en festines y almuerzos caros para que el lapicero del jefe señale los elegidos. Eso sí, el tema en Medellín es tan caliente y hay tantos grupos alrededor del Pacto, que allí si no habrá consulta. Eso es lo que se rumorea en los mentideros políticos con tintico humeante y sabrosón.

Candidato propone carretera al mar y legalizar la marihuana

Convertir el norte del Cauca en un nuevo departamento de Colombia es la propuesta que el pre-aspirante a la alcaldía de Santander de Quilichao, Dormán Fernández.

Para Fernández, componer un territorio departamental en la sub región norte del Cauca traería varias ventajas como la solución al tema territorial, una distribución equitativa de la tierra, con la intervención del Agustín Codazzi, con reparación, justicia, equilibrio y armonía.

El líder político subrayó que por esta parte norte del Cauca, también es factible buscar una salida al mar, a través del cañón del Naya. “Un aspecto geopolítico de implicaciones macroeconómicas que de concretarse podría quebrar la amenaza del narcotráfico, aprovechando además ventajas como la legalización de la marihuana” – es lo que dice el pre-aspirante.

¿Departamento del Pacífico?

A propósito del tema… hay que comentar que  vuela la idea entre políticos de Valle, Choco, Cauca y Nariño para crear un ente regional llamado “Pacifico”. Pero desde la academia la respuesta es contundente: “Colombia no necesita más fragmentaciones, sino robustecer y apoyar decididamente los departamentos ya creados. Esa manía de modificar el ordenamiento territorial causó muchos males al país en épocas pasadas, siempre con criterios políticos fuera de contexto”.

La incertidumbre escolar

En sectores donde predominan cultivos ilícitos del Cauca (Patía, Argelia, Balboa, Caloto…) este 2022 ha sido muy difícil la normalidad académica en medio de la incertidumbre que produce el conflicto armado. Respecto a ello, el fenómeno de inasistencia de estudiantes y maestros es preocupante. La presencia de actores armados angustia a niños y padres de familia de manera indirecta y directa. ¿Qué hacer? ¿Quién ayuda? ¿Quién responde?

Libro recomendado:

“El infinito en un junco”, de Irene Vallejo, donde se pueden leer frases como:

1.-El regalo de Marco Antonio para Cleopatra fueron doscientos mil volúmenes para la Gran Biblioteca. “En Alejandría, los libros eran combustible para las pasiones”. (pág.16)

 2.- Los libros unieron fronteras y ese fue el sueño de Alejandro Magno. “La Biblioteca de Alejandría, variada y completísima, abarcaba libros sobre todos los temas, escritos en todos los rincones de la geografía conocida. Sus puertas estaban abiertas a todas las personas ávidas de saber, a los estudiosos de cualquier nacionalidad y a todo aquel que tuviera aspiraciones literarias probadas. Fue la primera biblioteca de su especie y la que más cerca estuvo de poseer todos los libros entonces existentes”. (pág.28)