Tarde de lluvia, granizo y fuertes vientos

Los habitantes del barrio Santa Inés se vieron obligados a sacar el agua lluvia de sus casas, recorriendo a escobas y baldes. / Fotos suministradas – El Nuevo Liberal.

El fuerte aguacero que se registró en la tarde del jueves generó emergencias en diferentes puntos de la ciudad. Caída de árboles, desbordamiento de quebradas e inundaciones fueron las situaciones que los integrantes de los bomberos atendieron, recurriendo a dos vehículos y el talento de siete socorristas.

Según el coordinador operativo de dicha entidad, subteniente Diego Martínez, los sucesos más complejos se presentaron en el sector de Los Dos Brazos y en Pueblillo Alto, donde un muro colapsó y un árbol cayó sobre la vía. En el barrio Loma de Virgen, parte de una casa colapsó.

“Más de treinta casas desentechadas e inundaciones en los barrios María Oriente, Santa Inés, Nuevo Japón, Quebrada Pubús, Alfonso López son los hechos que atendimos. Tras llegar al lugar, ayudamos a retirar tapas de alcantarillas y de sumideros para facilitar la evacuación de las aguas. Este trabajo fue con ayuda de la comunidad”, explicó el oficial de bomberos al precisar que en algunos casos recurrieron a ‘motobombas’ para esta labor.

El líder del equipo de socorro aprovechó la oportunidad para entregar recomendaciones a los payaneses para afrontar la temporada invernal que asola por estos momentos esta zona del país.

“Infórmese sobre los lugares vulnerables de su barrio o zona, evitar construir viviendas o otra clase de estructuras en zonas consideradas de riesgo, abstenerse en adelantar construcciones en sectores cercanos a la ribera del río, quebradas o zonas que se hayan inundado antes y revisar periódicamente su vivienda y lugares cercanos, para prevenir la acumulación de agua, escombros o desperdicios, son los consejos que damos como bomberos para mitigar, al máximo, emergencias causadas por las lluvias”, agregó el subteniente Martínez.