Atención tardía de servicios paramédicos

Varias emergencias simultáneas habrían sido la causa por la cual motociclista no fue atendido rápidamente.

Luego de una hora en la vía, el paciente fue recogido por una ambulancia que atendió el llamado de emergencia. / Francisco Calderón – El Nuevo Liberal.

Casi una hora después de haberse accidentado un hombre de aproximadamente 35 años fue atendido por los paramédicos que llegaron a bordo de la ambulancia a la carrera 4 con calle 7.

Le interesa leer… ‘Más de 50 minutos esperando una ambulancia (video)’

El Nuevo Liberal consultó a la secretaría departamental de Salud del Cauca, teniendo en cuenta que el área de Calidad de los servicios hace el control a estos vehículos. Sin embargo, el jefe de esa dependencia, médico Gerardo Espinoza nos remitió al Centro Regulador de Urgencias y Emergencias Crue, que es el encargado de coordinar el despacho de ambulancias en caso de accidentes.

La doctora Vilma Polanía, es la coordinadora del Crue y nos explicó que “siempre que sucede un accidente la gente llama al 123 para saber los requerimientos necesarios. En algunas ocasiones la Policía llama al Crue y solicita la ambulancia y nosotros buscamos la disponibilidad con vehículos del hospital Universitario San José o Susana López u otras empresas sociales del Estado”.

En el caso específico al que hacemos mención en el Crue no se tuvo reporte, afirmó la funcionaria. Por esta razón, acudimos a la Policía Metropolitana para indagar a qué se debió la tardanza. Según conocimos, efectivamente se reportó el caso al Cuerpo de Bomberos Voluntarios para que atendiera la eventualidad pero en ese momento no había disponibilidad de ambulancias porque se atendían otras emergencias.

El comandante del Cuerpo de Bomberos Voluntarios de Popayán, capitán Juan Carlos Gañan, le explicó a esta redacción que ese organismo no tiene personal ni recursos suficientes para disponer de al menos cuatro unidades bomberiles en el centro de despacho del 123 y poder atender esos llamados las 24 horas del día.

Criticó que a los Bomberos solo se les llama por parte de la Policía como último recurso cuando las demás empresas de ambulancias no pueden atender las emergencias por accidentes de tránsito; en cambio “sí nos llaman cuando son servicios sociales, es decir cuando no está de por medio el Soat”.

Agregó que el centro donde funciona el 123 debería como en otras ciudades del país, estar manejado por la administración municipal y no por la Policía Nacional como es el caso de Popayán. Asimismo, ha propuesto una triangulación de ambulancias para que el servicio sea más eficaz y coordinado por el Crue, pero su propuesta hasta ahora no ha tenido acogida.

Reiteró su inquietud respecto a que al parecer varias empresas de ambulancias escuchan las radio frecuencias de las red de apoyo, organismos de socorro y hasta la misma Policía y se hacen frente a los CAI para enterarse de los llamados por accidentes de tránsito y llegar a los sitios con el fin de cobrar recursos del Soat.